Monte Igueldo

Icon 12 Junio, 2017

Monte Igueldo

Monte Igueldo

El Monte Igueldo es una de las montañas que destacan dentro de la ciudad. Situada en un extremo de la playa de Ondarreta, es considerada uno de los sitios más emblemáticos de la ciudad. Funicular, parque de atracciones y las mejores vistas de toda la ciudad.

Funicular

Monte Igueldo

El funicular es uno de los más antiguos de España. Fue inaugurado el 25 de agosto de 1912 y sin duda es la mejor manera de subir a la cima del Monte Igueldo. Sale desde la base del monte y llega al parque de atracciones.

El precio del billete ida y vuelta es de 2,30€ para adultos y de 1,70€ para niños de hasta 7 años.

Parque de atracciones

Monte Igueldo

En la cima del Monte Igueldo se encuentra el parque de atracciones de San Sebastián. Un parque histórico y emblemático que abrió sus puertas en 1911. El más antigüo del País Vasco.

Torreón

Monte Igueldo
Monte Igueldo

Junto al parque de atracciones se eleva una torre llamada “el Torreón”. Construida originalmente en el siglo XVI, la torre sirvió como el faro de San Sebastián hasta que se construyó uno nuevo en 1854. A principios del siglo XX, el Torreón fue renovado y se le añadió un piso extra, además de una terraza panorámica. En la actualidad, la torre está abierta al público y alberga una exposición de fotos históricas a lo largo de la escalera. Subir al Torreón y disfrutar de las espléndidas vistas solo cuesta unos euros, 2,50 € adultos y 1,50 € niños.

También hay un hotel en la cima del Monte Igueldo. Lo que inicialmente sirvió como el casino-restaurante se convirtió en el Hotel Mercure Monte Igueldo en 1967. Si quieres despertarte con unas vistas impresionantes, entonces probablemente este es el hotel perfecto para ti.

Faro

Monte Igueldo

El faro se construyó entre 1854 y 1855 en las laderas del monte Igueldo. Se encuentra a 134 metros sobre el nivel del mar. Su primera luz fue producida con aceite y parafina. En 1918 se electrifica, en 1912 el pueblo de Igueldo encarga al arquitecto Luis Elizalde refacciones, incorporándose una planta con amplias ventanas y una terraza, en la que se puede observar la ciudad de San Sebastián y el paisaje.